Las grandes ausentes

Publicado: 17 mayo 2009 en Lupe Muñoz
Etiquetas:, ,

cena

Cuando sales con una persona que te gusta y que además sabes que  algo pasará –puede ser solo un par de besos -, esperamos que, si bien no hay muchas esperanza de compromiso  – porque uno de los dos (o los dos) no quiere o no puede porque ya tiene pareja oficial-  por lo menos deseamos que todo lo que pase durante la noche, sea por lo menos el recuerdo de una linda velada. Sin embargo, muchas de esas noches, grotescamente bautizadas  por los hombres y mal copiado por las mujeres como “choque y fuga”, lejos de ser algo agradable, terminan siendo el episodio no deseado sacado de una película de comedia romántica, o como si tu pareja sería el mismo Melvin de Mejor Imposible, que no sabe otra cosa que estropearlo todo. Y en este caso el detonante del que hablo es que a muchos de esos chicos con quien tuviste tu espontáneo-cariñoso encuentro se les da por hablar de la novia (amiga, amante, amor oculto o lo que sea) y que  por razones que dicen no saber explicar, le están sacando la vuelta contigo.

Hace ya un tiempo atrás, una de mis mejores amigas me contaba de una cita que había tenido con un chico “x”, de lo bien que estaban en un bar y donde luego del tercero o cuarto show de besos, a él se le ocurrió hablar de la novia, de lo linda que era, lo mucho que la extrañaba y lo bien que desarrollaba sus funciones en su nueva área de trabajo. Evidentemente, a mi amiga le incomodó, creo que a cualquier chica,

Muchas veces a ellos solo les importa pasar el momento así que lo demás no importa. Es una situación solo molestosa en el caso que aceptan una salida y sus riesgos a sabiendas que tu acompañante tiene pareja oficial –o sentimiento oficial- y no cuando sales con alguien que asegura estar más solo que un cactus en el desierto y a medianoche, llevado por el remordimiento o no sé qué, empiezan hablar de la novia que hasta  hace unas horas antes no tenía, eso sí es indignante. En ese caso yo recomiendo algo muy simple: te alejas, te acomodas la ropa –si aún la tienes puesta-, te colocas los cabellos detrás de la oreja, le estampas un beso y le rematas con una buena cachetada y ahórrate el discurso ¡no viene al caso! 

A lo que voy es que, si ambos, él con novia y tú con sus circunstancias, aceptan una salida de ese tipo y sus manifestaciones, pienso que lo mejor es hacer tu mejor esfuerzo y hacer sentir cómodamente feliz a su acompañante, ya que hablando súper bien de la novia (o) a mitad de tu encuentro “clandestino”, no borrará lo que acabas de hacer ni disminuirá el peso de tu conciencia (que ya para esas alturas del partido sabes bien que luego –de todas formas- te pasará la factura emocional).

Y en el caso de los chicos, no deben olvidar que las mujeres de por si queremos ser siempre únicas, sin embargo por una fijación -algo maniática creo- siempre se nos da por preguntar por la dichosa novia, pero preguntamos no para que se la pasen hablando de ella y del futuro que han planificado juntos- incluido el nombre de los hijos y mascotas que tendrás- por el contrario, preguntamos pero para que eviten hablar de ella, y para confirmar cuan sólido es el compromiso. Es digamos una especie de termómetro para saber qué tal marcha la relación. Claro también corremos el riesgo que nos mientan, pero bueno la idea es que muchas veces insistimos en saber de la novia pero para no escuchar de ella. ¿Descabellado? puede ser, por eso bien dicen que muchas mujeres funcionamos al revés.

Claro, alguien diría por ahí “pero eso son los riesgos que se corren por salir con alguien que sabes bien que tiene pareja, así que  mejor te aguantas”.  Es verdad, también,  corremos el riesgos de escuchar cierta información no esperada de tu acompañante.  Pero la idea (o por lo menos para mí) es no escuchar de mi acompañante la palabra novia y claro tampoco hablaría del mío. 

Y ¡ojo! No es que aplauda la infidelidad, es mas, no me gustaría pasar por eso (si es que aún no lo he pasado y no me he enterado), pero creo que nadie está en condiciones de juzgar si tal o cual sale o no con otro (a), lo cierto es que sí aceptas una salida de ese tipo, ya saben, siempre es bueno dejar las cosas claras y también ya saben quienes deberían ser las(os) grandes ausentes.    

Anuncios
comentarios
  1. Isaac dice:

    Lupe, Lupe, Lupe

    En realidad no sé si lo que escribiste fue un comentario, un cuento o una historia propia (tampoco tiene algo malo que sea alguna de estas opciones), pero el 90% de veces que alguien cuenta algo diciendo que fue de su amiga es algo propio que vivio.

    Yo lo senti como si hubieras tenido una ingrata experiencia, y que fue una forma de sacarlo de adentro. Siempre increiblemente tus temas causan revuelo, pero esta vez no se algo le falto.

    En el tema, es muy importante que la chica, antes de proceder a hacer cualquier cosa con un chico, lo conosca algo, para evitar ese tipo de fatigas, algunos hombres si saben tratar a las damas, es más, la mayoría de los chocayfugueros, lo tienen claro, el momento del choqueyfuga es un momento unico, que posiblemente vuelva a pasar, cuanto mejor se trate a la otra persona la interaccion será más intensa e historica.

    La unica recomendacion es que se haga una evaluacion de quien es la otra persona, el resto ya es tramite. Hay que mirar bien.

  2. Isaac dice:

    Lupe, Lupe, Lupe (en el anterior coment me falto una palabra, este sí)

    En realidad no sé si lo que escribiste fue un comentario, un cuento o una historia propia (tampoco tiene algo malo que sea alguna de estas opciones), pero el 90% de veces que alguien cuenta algo diciendo que fue de su amiga es algo propio que vivio.

    Yo lo senti como si hubieras tenido una ingrata experiencia, y que fue una forma de sacarlo de adentro. Siempre increiblemente tus temas causan revuelo, pero esta vez no se algo le falto.

    En el tema, es muy importante que la chica, antes de proceder a hacer cualquier cosa con un chico, lo conosca algo, para evitar ese tipo de fatigas, algunos hombres si saben tratar a las damas, es más, la mayoría de los chocayfugueros, lo tienen claro, el momento del choqueyfuga es un momento unico, que posiblemente no vuelva a pasar, cuanto mejor se trate a la otra persona la interaccion será más intensa e historica.

    La unica recomendacion es que se haga una evaluacion de quien es la otra persona, el resto ya es tramite. Hay que mirar bien.

    • Lupe dice:

      Amigo, he contado otros episodios con toda la desfachatez del caso, no hay motivos para decir que tal o cual experiencia no me pertenece. Un abrazo.

  3. Gianncarlo dice:

    EL PRESTIGIO DEL INFIEL, PORQUE SON LAS PERSONAS MAS BUENAS DEL MUNDO!!! Quieres saber porque???, despues te contaré, sobre tu post…dejame decirte que a “tu amiga” no le salio o no ligo con un “Choqueyfuguero profesional” de esos que despues se convierten en Ricardos….jejeje

    ah!!! y que tambien son las mujeres…choqueyfugueras y tambien Ricardos

    un abrazo amiga Lupe

  4. FRANZ MAX dice:

    lupe, cuando salimos??

    no hablare de mi enamorada(aun tengo?) solomanete de tu columna y el mio, y ahi ya tenemos charla de rato
    jajajajajaa
    saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s